Los sindicatos alineados en el bloque más combativo al gobierno de Cambiemos confirmaron que llevarán a las calles su protesta contra los incrementos en las tarifas de servicios. El esquema del reclamo será federal y comenzará con una marcha al Congreso para el jueves próximo. La alternativa de convocar a un paro general, en tanto, no cuenta aún con consenso.

Así lo anunciaron el Frente Sindical de Hugo y Pablo Moyano, como también las CTA al mando de Hugo Yasky y Pablo Micheli. El 17 del corriente se activará una marcha en Rosario, una semana después en Mar del Plata y 31 en Mendoza. Cada una de las manifestaciones se desarrollarán con los participantes portando velas y antorchas, símbolo que fue definido para reforzar el perfil convocante. "Se pagan sueldos en pesos, que pulveriza la inflación y las tarifas de servicios son en dólares no queda mucho lugar para intepretar otra cosa", dijo Moyano.

No quedará en las manifestaciones callejeras la ofensiva ya que en la conferencia de prensa brindada por los dirigentes se destacó que habrá acciones judiciales decisión que incluye una "acción penal contra los funcionarios responsables" del tarifazo.

Yasky, que horas antes del anuncio se expresó a favor de la mayor reflexión posible a la hora de decretar paros generales en el marco de un año electoral, calificó de "brutal brutal tarifazo" los aumentos del transporte público, luz y gas . Y acotó que no alcanza con haber anticipado que esta política perjudicaría a los trabajadores ya que el plan de ajuste "castiga a todo nuestro pueblo".

Respecto del pudor de algunos dirigentes a ser calificados como "desestabilizadores" con su reclamos ante una consulta de BAE Negocios el dirigente docente remarcó "el peor temor que podemos tener como representantes de nuestros compañeros es el de la inacción".

Pablo Moyano, en tanto, advirtió en declaraciones a El Destape que "seguramente habrá un paro general en marzo o abril, porque el modelo está afectando a todos los trabajadores".

Moyano destacó que la convocatoria cuenta con el respaldo de todo el Frente Sindical, que integra y no sólo del sindicato de Camioneros, y fustigó al Gobierno por los aumentos de tarifas. Tanto el dirigente transportista como Yasky y Micheli remarcaron que el esquema de reclamos constituye una serie de convocatorias "abiertas a toda la sociedad" y manifestaron que contarán con el respaldo de organizaciones de pymes, así como de clubes de barrio. Pablo Moyano anticipó también que las marchas contra el incremento de tarifas no terminarán este mes sino que continuarán durante febrero. El arco sindical incluye también a sectores empresarios que convocados por el Núcleo MTA y la Corriente Federal, también hacen propio desde pymes y empresas nacionales a expresar "mucho más que indignación" respecto del modelo económico que castiga a esos sectores de la producción del país, con lo cual estiman que las concentraciones lograrán amplia convocatoria.

Fuente: BAE - Negocios

Lo más leído

  • Week

  • Month

  • All