El secretario adjunto del sindicato de camioneros, Pablo Moyano, llamó hoy a “derrotar” en primera vuelta al gobierno de Cambiemos en las elecciones de 2019, anunció que la semana próxima podría definirse un paro general antes de fin de año y calificó de “fantasma” al bono de 5 mil pesos decretado por la administración de Mauricio Macri.

“El pueblo argentino tiene que reaccionar mediante el voto para derrotar, humillar y aplastar a este modelo económico en primera vuelta y para que no regrese nunca más”, dijo Moyano en declaraciones periodísticas.

El dirigente del sector combativo de la CGT y vicepresidente del PJ bonaerense dijo en ese sentido que el Fresimona (Frente Sindical para un Modelo Nacional), como los intendentes del Gran Buenos y las multisectoriales “están trabajando” para evitar que el pueblo argentino “vuelva suicidarse” votando al macrismo.

Ante la definición de ayer del gobernador de Salta, Juan Urtubey, de que “sería una estafa ir a una paso” ocmn Cristina Fernández de Kirchner, Moyano dijo: “Urtubey pone excusas porque tiene miedo de enfrentarse a un sector importante que representa al movimiento obrero, los intendentes y muchos peronistas que queremos ir a una interna y que el que gane sea el candidato y el que no que acompañe. Hay que ir a una gran Paso nacional”.

También criticó al cosecretario general de la CGT, el barrionuevista Carlos Acuña, por afirmar que el bono de 5 mil pesos es lo que pudo conseguirse y le respondió ante el desafío de que el Fresimona convoque a un paro general si cuenta con representatividad.

“El papel que llevaron adelante los muchachos que hoy conducen la CGT fue lamentable. Es un bono fantasma. Nadie sabe quién lo va a cobrar ni cómo lo va a cobrar. Fue para desactivar un paro que nunca estuvo firme y mostrarle al Gobierno que no iban a llevar adelante una medida de fuerza justamente cuando venía el G20”, dijo Moyano.

Agregó el respecto que “fue un nuevo engaño del Gobierno para parar esa medida de fuerza que supuestamente iba a hacer la CGT. Además quedaron exceptuados los jubilados y los que no tienen trabajo. Es la política de un gobierno que desprecia a los trabajadores con políticas en detrimento del salario y las condiciones laborales, hipotecando el futuro de millones de argentinos”.

Respecto del desafío que lanzó Acuña al Fresimona, el hijo de líder histórico de los camioneros recordó que el cosecretario cegetista acordó en noviembre pasado con el entonces ministro de Trabajo, Jorge Triaca, la reforma laboral que fue rechazada en el Congreso. También que fue camioneros el gremio que rompió los topes paritarios de 15 y 25 por ciento sucesivamente.

Moyano anticipó que el martes próximo habrá asambleas de seis horas en todos los gremios reunidos en la confederación del transporte (Catt) para reclamar, entre otros puntos, la eliminación del impuesto a las Ganancias para los trabajadores y el pago efectivo del bono de 5 mil pesos. Y que la semana que viene puede definirse un paro general de 24 horas con movilización a Plaza de Mayo contra la política económica para antes de fin de año.

Moyano también calificó de “persecución política” el inicio del juicio político contra el juez de Garantías de Lomas de Zamora, Luis Carzoglio, quien se negó a ordenar su detención en la causa por supuesta asociación ilícita en el club Independiente. “Se veía venir. Es un juez que se opuso a un bochorno que era un pedido de detención sin motivo alguno. Después hablan de justicia independiente”.

Fuente: La Voz - www.lavoz.com.ar