CGT

Conferencia de prensa de Gabriel Suarez : Vamos a resistir.

LUZ Y FUERZA - CORDOBA- Uno de los problemas que nosotros enfrentamos es la falta de personal que venimos advirtiendo y reclamando, aunque no es el único inconveniente.

Los Cuerpos Orgánicos facultaron al Consejo Directivo a levantar la Asamblea Extraordinaria dispuesta para el día jueves y esto no es un hecho menor porque estamos demostrando sensibilidad que no la tiene el gobierno ante la necesidad de la ciudadanía de que se restablezca el servicio en los sectores sin energía. Nosotros hemos priorizado esto, razón por la cual resolvimos dejar para la semana próxima la convocatoria a realizar acciones gremiales para lo cual fuimos también facultados para coordinar con los gremios hermanos de Luz y Fuerza de Río Cuarto y Regional no tan sólo el reclamo de ingreso de personal sino especialmente contra las políticas privatizadoras y la flexibilización laboral y previsional.

Con la suspensión de la Asamblea General lo primero que garantizamos  es que todos los sectores de EPEC estén abocados al restablecimiento del servicio. Tras la tormenta de fuertes vientos del miércoles, se volvieron a poner en servicio los distribuidores de media tensión en falla antes de las 22 hs del mismo día.  A partir de ese momento se comenzó a restablecer el sistema de baja tensión, tareas que continuaron hasta el mediodía de ayer, trabajando los sectores operativos prácticamente sin descanso.

Esto significa que los compañeros estuvieron una vez más a la altura de las circunstancias, diferenciándonos netamente de la prestación del servicio eléctrico que ofrecen las empresas  privadas en Buenos Aires.  La diferencia está en que nosotros podemos devolver el servicio en muy poco tiempo gracias a la mano de obra calificada de los trabajadores de EPEC. Y esto debe entenderse bien en el ámbito del gobierno y de la dirección de la empresa, porque vemos muchos contratos para asesoramiento y no hay gente suficiente para trabajar en las líneas donde realmente se necesita.      

Respecto al panorama laboral argentino, nosotros no estamos de acuerdo con ningún tipo de reforma y lo decimos categórica y contundentemente, no vamos a aceptar ningún tipo de reforma laboral ni previsional. Tampoco estamos de acuerdo con la modificación de la ley tributaria argentina que propone el macrismo porque sabemos que apunta precisamente a la reducción de los fondos coparticipables que va a impactar en las finanzas provinciales y regionales, pero específicamente en el aspecto previsional, puesto que es un justificativo político para que las cajas provinciales no transferidas converjan a un sistema previsional único nacional, con suba de la edad jubilatoria y modificación de la base de cálculo, lo cual ya fue firmado por los gobernadores para que se materialice en 2019. A esto se le suma la actual y permanente lucha que llevamos adelante para la derogación del recorte de jubilaciones de la ley 10.333.

Hemos demostrado sensibilidad social al suspender la Asamblea General que estaba convocada para ayer por la mañana, pero la misma es postergada para la semana próxima, donde haremos una asamblea para debatir sobre las consecuencias negativas para los trabajadores de las reformas que se plantean a nivel nacional, instancia en la que los gobernadores de provincia están participando de alguna manera en estos acuerdos, por eso vamos a salir a exigirles a todos los sectores políticos , que gracias al voto de todos los cordobeses tienen la posibilidad de incorporarse al Congreso de la Nación donde van a definirse las próximas leyes, que expresen públicamente tanto los senadores como los diputados electos qué posición van a adoptar respecto a la flexibilización que quiere imponer el gobierno nacional, porque así como se nos exige a los trabajadores y a los dirigentes sindicales estar a la altura de las circunstancias, hoy día les vamos a exigir a cada uno de los representantes de la provincia de Córdoba en el Congreso que revelen públicamente cuál va a ser la postura que van a tomar, y si las leyes pasan por el Congreso, en la mayoría de los gremios de Córdoba no van a pasar. Estamos en contra de cualquier tipo de reforma laboral o previsional; estamos preparándonos con motivo de los 60 años del lanzamiento del Programa de La Falda que contiene los lineamientos políticos que apuntan concretamente a que los trabajadores sean los sostenedores del Producto Bruto Interno, de las economías regionales y que específicamente garantizan un pleno empleo que permita a los trabajadores y sus familias crecer en un modelo de consumo donde crezca cada vez más la producción de bienes lo que nos permitirá tener salarios dignos.

Estamos trabajando también con todo el movimiento obrero de Córdoba, tanto con la CGT Chacabuco que lidera el compañero Pihén como con la CGT Rodríguez Peña en la que se encuadra nuestro gremio junto a Camioneros, SURRBaC y SUOEM, entre otros.  Estamos trabajando para la conmemoración del 60 aniversario del Programa de La Falda con la idea de revalorizarlo para iniciar en forma conjunta la resistencia que se va a generar desde Córdoba con un argumento sólido y contundente que permita decir que lo que nosotros planteamos ante una decisión política tiene que tener una réplica gremial.

Gabriel Suárez

Secretario General